Entender el riesgo y “cambiar el chip” requisitos para emprender al interior de una compañía

Entender el riesgo y “cambiar el chip” requisitos para emprender al interior de una compañía

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

El emprendimiento corporativo permite a las grandes empresas aumentar su productividad y eficiencia en los procesos o diversificar su portafolio de servicios, ingresando a nuevos mercado.

Acorde con el GEM (Global Entrepreneurship Monitor), en Colombia el 2,7% de los emprendedores son intraemprendedores o emprendedores corporativos, frente a un 6.1% en otros países con políticas de innovación más desarrolladas. Con estas cifras se puede inferir que el país tiene un reto grande en cuanto a lo que se refiere a emprendimiento corporativo y para esto las grandes organizaciones deben prepararse para que el proceso sea exitoso.

En el artículo de la revista Dinero ¿Por qué Colombia tiene una deuda pendiente en emprendimiento corporativo?, Luis Flórez, presidente de la Asociación de Emprendedores de Colombia manifiesta que hay un desafío cultural porque a pesar que las grandes compañías cuentan con los recursos, “son las primeras saboteando esta iniciativa porque unas personas con mayor poder dentro de estas piensan que van a perder protagonismo y porque no hay un entendimiento del riesgo. Son factores que no han permitido que se genere ese cambio cultural. Si lográramos darle la vuelta a esto, tendríamos un panorama distinto”.

 En este orden de ideas, para que el emprendimiento corporativo se comience a desarrollar con mayores probabilidades de éxito y que éste a su vez sea una experiencia tan positiva como para que se considere como una práctica que se debe realizar de manera permanente, generando valor para sus diversos grupos de interés; el corporativo debe comenzar por trabajar dos aspectos iniciales:

  1. Entendimiento del riesgo: Partiendo de la premisa que la corporación destinará recursos para el desarrollo del emprendimiento, se debe comprender que no es una inversión convencional, no se está optimizando un proceso cuyos resultados se verán reflejados en aumento de eficiencias y de productividad en un corto plazo. El riesgo y la incertidumbre están implícitas en el emprendimiento y esto es algo que los dirigentes y colaboradores deben entender. Por su parte el equipo de trabajo que desarrollará el emprendimiento debe aplicar el concepto de riesgo controlado, comenzar con experimentaciones en pequeños baches y emplear los recursos con responsabilidad.
  2. “Cambiar el chip”: Es natural que en el proceso se presenten desacuerdos con líderes de altos cargos por parte de la corporación, estas diferencias no necesariamente se deben a “protagonismos”; estos directivos tienen bajo su mando procesos con altos niveles de responsabilidad y seguramente en el cumplimineto de sus funciones continuarán operando bajo los procesos estructurados y seguros de la compañía.
[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Related Posts

Leave A Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *